El diferenciador en los componentes de las empresas de transformación

 In Industria manufacturera, Uncategorized

Los pequeños y medianos fabricantes de componentes y maquinaria industrial (IM&C) de todo el mundo están viendo cómo se transforman sus negocios de distintas formas. Estas empresas —por lo general, con menos de 1000 empleados— enfrentan la competencia no solo de empresas similares en sus propias regiones, sino también de grandes empresas que buscan disrumpir las relaciones actuales. En lugar de simplemente reaccionar ante las nuevas amenazas, los fabricantes de IM&C exitosos aprovechan la tecnología en nuevas formas para perfeccionar las prácticas de negocio, mejorar la agilidad y atender mejor a los clientes. A través de la transformación digital, el uso eficaz de la Internet de las cosas (IoT) y el desarrollo de nuevos servicios, la oportunidad de mantener y obtener una ventaja competitiva puede ser significativa.

 

El hoy del mercado de transformación

El sector de IM&C se ve desafiado por márgenes decrecientes y productos con ciclos de vida largos, lo que hace que el fortalecimiento de los ingresos por servicios cobre especial importancia. La retroadaptación de máquinas y activos para IoT también se está convirtiendo en un foco para que los fabricantes de IM&C puedan realizar un mejor seguimiento y mantenimiento de la maquinaria, y así reducir al mínimo el tiempo de inactividad. En última instancia, la transición hacia la Industria 4.0 y otras iniciativas relacionadas que forman parte de los esfuerzos de transformación digital ayudarán a los pequeños y medianos fabricantes de IM&C a competir en todos los niveles.

 

La tecnología avanzada marca una diferencia

Estas empresas están de acuerdo en que la tecnología está ayudando a impulsar los ingresos y a mejorar la productividad, pero aun más drástico es el fuerte consenso acerca de que la tecnología avanzada es un diferenciador competitivo que es parte integral del éxito del negocio. En efecto, la integración de la tecnología a los procesos clave de negocio está en el centro de las operaciones: no solo se actualizan y se automatizan los procesos (tecnología por capas), sino que se utiliza la tecnología para informar y guiar la mejora continua de las operaciones clave (tecnología incorporada). Mientras que las empresas de algunas industrias se limitan a automatizar las prácticas de negocio para hacer las cosas más rápido, las empresas de IM&C más exitosas siguen transformando los procesos y a sí mismas para obtener una ventaja competitiva.

 

Ante este escenario las empresas de la industria cada día optan por herramientas tecnológicas que les ayuden no solo a ser más productivos sino a tener un control de clientes internos y externos.

 

Artículos recientes

Deja un comentario